Es fácil preparar un vaso de leche de almendras con lavanda


Es fácil preparar un vaso de leche de almendras con lavanda-. La leche de almendras de lavanda es muy exquisita, y además posee un alto valor nutricional, es bueno coger la costumbre de consumirla y para ello es necesario saber cómo prepararla.

Hay una fórmula muy sencilla, veamos:

Con 6 tazas de agua, filtrada o hervida pero fría y una taza de almendras, un tercio de taza de lavanda seca, 2 cucharadas de miel cruda, 1/2 cucharadita de extracto de vainilla, 1/8 de cucharadita de sal marina y una bolsa de nueces. Primero, debes preparar el agua de lavanda y remojar las almendras. Para hacer esto, agregue 3 tazas de agua filtrada a una cacerola junto con la lavanda seca.

Esta mezcla se pone al fuego hasta que hierva más o menos 20 minutos, y luego se deja enfriar por una hora, se envasa en un frasco y se deja en la nevera toda la noche.

A parte, se sacan las almendras remojadas y se pasan por la licuadora, e igualmente se dejan toda la noche. Al día siguiente, colar el agua fría de lavanda en la mezcla, también, asegurándose de que la lavanda se decante. Mezcle las almendras con el agua durante aproximadamente un minuto en alto. Agregue la mezcla colada nuevamente a la licuadora. Vierta 1 taza de agua de lavanda junto con ingredientes como sal marina, extracto de vainilla y miel cruda. Mezcle todo durante unos 30 segundos en alto y listo. Puede consumirlo en ese momento o almacenarlo en un frasco de vidrio por hasta 5 días. La receta es lo suficientemente buena como para preparar leche de almendras de lavanda para 4 a 5 personas.

Este alimento es muy bueno para el insomnio, los nervios y relaja los músculos.

Las almendras son fuente de vitamina E, y antioxidantes, mejoran el estado anímico de la persona y dan una sensación de relajante. (Fuente: Visión Times- Redacción de Vivir con sabiduría.uno)