Petro elimina el castigo penal por 10 delitos para que haya ‘menos crimen en Colombia’

Tiempo de lectura 4 minutos. Entre los delitos a suprimir se encuentran: La inasistencia alimentaria, la agravación del homicidio cometido por menores de 18 años, y los delitos de violación a la libertad religiosa.

El presidente de Colombia, Gustavo Petro, anunció la reforma judicial en la que eliminará el castigo de al menos 10 crímenes actuales, entre ellos el incesto. Petro expresó, de acuerdo con el video: “Si logramos que una serie de actividades de la sociedad colombiana, que hoy se consideran crímenes, no se consideren crimen más adelante, habrá, por definición, menos crimen en Colombia”. En consecuencia, el Ministerio de Justicia elaboró un borrador del proyecto de esta reforma que presentará al Congreso en marzo.

Entre los delitos a suprimir se encuentran: La inasistencia alimentaria, la agravación del homicidio cometido por menores de 18 años, y los delitos de violación a la libertad religiosa. Esta última supresión es típica de países con regímenes comunistas ateos, como el de China, en donde abundan la persecución y las violaciones de derechos de los creyentes.

Asimismo, deroga ocho artículos sobre la injuria y la calumnia. Además, desconoce el incesto como delito. Así, no se castigará a quienes accedan carnalmente a personas con las que tengan parentesco próximo, o que realicen actos sexuales con ellas.

Elimina, también, la supresión, alteración o suposición del estado civil; la emisión y transferencia ilegal de cheques, que pasará a ser una causa civil o comercial, pero no penal; la aceptación indebida de honores; y la elección ilícita de candidatos.

Igualmente, excluye los cargos de concierto para delinquir y terrorismo, cometidos en las protestas sociales o manifestaciones públicas. Este proyecto de ley generó amplia polémica en las redes sociales, destacándose los tuits del usuario Wolfang O, quien expresa, dirigiéndose a Petro: “Ud. plantea iniciar un problema. Ud. sugiere manipular los datos y no reflejar la realidad de la situación delictiva en su país”.

Y agrega: “Con la mediocridad que acompaña su planteamiento, Ud. pretende dar una falsa sensación de seguridad a la población y desincentivar a las autoridades a abordar los verdaderos problemas de seguridad”.

Por otro lado, también suscita polémica en el país la decisión del gobierno de legalizar el 67% de cultivos de coca, representados en las múltiples plantaciones que cubran una extensión menor a 10 hectáreas. En consecuencia, desaparecería la persecución penal contra esos cultivadores y la erradicación forzada de esas plantas.

Es de considerar que los cultivos de coca cubren más de 200.000 hectáreas, en Colombia, mientras que la producción del alcaloide sobrepasó las 1.400 toneladas, de acuerdo con los datos del 2021.

En este contexto, la directora del Centro de Estudios sobre Seguridad y Drogas de la Universidad de los Andes, María Alejandra Vélez, considera:

“Para implementar ese proyecto habría que hacer un montón de cosas: un registro de quiénes son esos cultivadores, cuántos predios tiene, etc. Si no, podemos mandar la señal equivocada de que el que empiece a cultivar hoy también va a quedar libre de penalización y yo creo que esas medidas solo deben cobijar a los que actualmente tienen siembras”.

Asimismo, se plantean interrogantes como el de: ¿Cómo impedirán que la medida estimule nuevos cultivos?

Escrito por José Hermosa para VCS Radio.net

Imagen de portada, Gustavo Petro, captura de video You Tube Presidencia de la República