Un grandioso gesto de bondad en este tiempo histórico


Redacción: Periodista Lucía Fernández Buitrago – Vivir con sabiduría.uno

El empresario Colombiano Arturo Calle, manifiesta su gran satisfacción de continuar pagando los salarios a sus empleados, pese al cierre de sus tiendas

Viviendo este momento sin precedentes en la historia, donde ronda la incertidumbre y el dolor de miles de personas que sufren la pandemia del virus de Wuhan, unos buscan el provecho propio, mientras que otros hacen lo todo lo posible por ayudar a mitigar el miedo y el dolor de gente de todos los estratos sociales a nivel mundial.

En medio del bombardeo de noticias sobre la situación de países afectados más severamente como China, Italia, Francia y España, y la zozobra por el creciente número de infectados en Colombia, aparecen personas con gran integridad y compromiso social; seres humanos que ponen primero a Dios y con gratitud, quieren retribuirle, procurando el bienestar de sus empleados. Son ejemplos a seguir y aplaudir. Tal es el caso del empresario Colombiano Arturo Calle.

El antioqueño Arturo Calle, empezó su camino empresarial hace más de 53 años con un local de camisas para hombre en San Victorino, una zona comercial de Bogotá, Colombia, y posteriormente comenzó a fabricar él mismo sus productos, los cuales en la actualidad llevan la delantera por encima de marcas como Zara.

El Empresario anunció en un comunicado de prensa que:

“Por primera vez en estos 53 años de trayectoria, haremos un alto en el camino para resguardar la vida de nuestros colaboradores, nuestros clientes y de todos los colombianos presentes en nuestro entorno”.

 “Nunca pensé que a mis 81 años iba a tener que vivir el reto más grande de toda mi vida y de toda mi historia como empresario. Tras 53 años de trabajar de sol a sol, de construir desde cero una de las marcas más emblemáticas de este país”. También anunció que continuará pagando el salario a sus más de seis mil empleados directos y dieciocho mil indirectos.

De inmediato se movió el corazón de sus empleados y público en general, algunos de los cuales compartieron su sentimiento en twitter: Yoa Palacios dijo_ este señor es un crack, Dios lo bendiga. Carolina @caromunozb, dijo _ Estos son gestos que no vamos a olvidar, “don Arturo, allá estaremos comprando las corbatas cuando todo pase”.

En el programa 20/20, de Caracol radio afirmó: “no nos preocupa la parte salarial; el dinero es un papel que se imprime, y agregó que, su verdadera intención es “rescatar la parte humana, que se consigue a través del amor y una relación con Dios”.

También explicó que, la empresa generó unas utilidades, las cuales no se han repartido y que ahora lo hará con la satisfacción más grande y con amor, y agregó “ahí está el dinero de casi 60 años de trabajo, para responderle a nuestros empleados”. Dijo que, a algunos de sus trabajadores se les dará vacaciones y a otros se les beneficiará de inmediato con el pago de los salarios.

Pese a cerrar las puertas de su emporio empresarial que, domina el mercado y está conformado por más de 87 tiendas de ropa masculina en Colombia, ubicadas en 24 ciudades y adicionalmente también tiendas en cuatro países de Centroamérica, el empresario Arturo Calle no está preocupado por el dinero que dejará de recibir, sino que piensa primero en el bienestar de su gente. ¡Todo un ejemplo a seguir!

Esta es una historia de bondad, que nos da una luz en el camino, sobre cómo proceder con integridad, en medio de un reto como el que estamos viviendo hoy.

Música ambiental #16 Brahe