Mejora tu calidad de vida con la meditación Mindfulness


7 minutos. La técnica de meditación Mindfulness ha ayudado a millones de personas a llevar una vida más tranquila y libre de estrés. Veamos en qué consiste esta antigua técnica.


Hoy más que nunca en un mundo tan cambiante y ajetreado, es muy importante prestar atención a lo que acontece en nuestro interior en cada momento, conectarnos con nuestro presente y tener conciencia plena de nuestras emociones y sentimientos, con el fin de eliminar la frustración o ansiedad que se produce cuando no podemos modificar ciertas situaciones.

Esto lo podemos lograr practicando Mindfulness.

Origen del Mindfulness

Mindfulness se considera como una técnica de meditación y podemos decir que es tan antigua como la meditación que enseñó Buda desde hace 2.500 años.

Mindfulness, al igual que la meditación que enseño Buda, es un proceso mediante el cual se elimina el sufrimiento y los pensamientos nocivos que no dependen de circunstancias externas, sino de la mente del ser humano. Es un proceso donde la persona observa lo que está sucediendo en su cuerpo y en su mente en todo momento y lo acepta tal cual es.

También te podría interesar:

Varias de las prácticas religiosas y espirituales en el mundo utilizan mindfulness para desarrollar sus poderes de concentración y atención. La asociación con el budismo radica en que el budismo generó prácticas que permiten refinar y profundizar la capacidad de atención hasta grados altísimos y la meditación mindfulness es una de ellas.

En los años setenta empezó a aparecer públicamente la práctica de mindfulness y a partir de la década de los 90 su crecimiento ha sido vertiginoso.

En qué consiste el Mindfulness

Una de las primeras traducciones que se hicieron de la palabra “Mindfulness” viene de “Sati“, del verbo sarati,  en un idioma que se hablaba en la época en que Buda comenzó a enseñar la meditación hace 2500 años y que significa “rememorar o recordar”.

Mindfulness utiliza la respiración controlada y la visualización para tranquilizar la mente.

La traducción al español que hoy en día se usa más comúnmente, es ‘Atención Plena’, basada en una aceptación o conciencia plena.

Jon Kabat-Zinn, conocido mundialmente por introducir esta práctica y fundar la Clínica de Reducción de Estrés en el Centro Médico de la Universidad de Massachusetts, la cual trata pacientes con problemas físicos y psicológicos relacionados con el estrés, define Mindfulness como:

“Prestar atención de manera intencional al momento presente, sin juzgar”.

La atención plena o el mindfulness se enfoca en cuerpo, mente y espíritu, ayudando a mantener el equilibrio interno del ser. Motiva a vivir de manera plena en el presente y el ahora.

Mindfulness reúne significados como los siguientes:

  • Capacidad básica y humana de conectarse con el presente y el ahora.
  • Observar la realidad y prestar atención de manera consciente en el momento presente, sin intenciones de juzgar nada de lo que está sucediendo y con plena aceptación y conciencia.
  • Preocuparse menos por lo que sucedió o por lo que está por suceder, porque esta actitud conlleva al aislamiento, la decepción o la depresión.
  • Reconocer que podemos trabajar conscientemente con el estrés, enfermedad, dolor o perdidas en nuestra vida.

Beneficios de la práctica de Mindfulness

Desde que se inició su apogeo en los años 90, la práctica de Mindfulness se ha venido integrando a la Medicina de Occidente.

Es considerada como una manera de reducir los trastornos físicos y psicológicos derivados del estrés, de incrementar la autoconciencia del hombre y en general, de aumentar el bienestar integral.

En cualquier momento y lugar se puede practicar Mindfulness

Esta práctica no está relacionada con alguna religión o filosofía de vida, es simplemente una herramienta para mejorar la calidad de vida de las personas.

Mindfulness ha revelado ser de gran utilidad en algunos desórdenes emocionales y físicos como la depresión, ansiedad, estrés, problemas con la conducta alimentaria, dolor, situaciones emocionales vinculados al cáncer y enfermedades terminales, etc.

En nuestra vida diaria, para sentirnos tranquilos, amables y sin ningún estrés, debemos poner en práctica un ejercicio que la tradición budista nos dejó sobre la práctica de la atención plena o mindfulness.  

La revista Journal of Internal Medicine realizó una investigación y concluyó que practicar media hora al día de Mindfulness alivia los síntomas de problemas derivados de la depresión o la ansiedad. De igual manera, revelaron que la “meditación centrada” que se basa en la práctica budista de concentración en el presente y ausencia de juicios de valor, podía tener consecuencias positivas en el manejo del dolor.

La meditación, de igual manera produce mejoras en la memoria, la habilidad para concentrarse y la inteligencia emocional. En personas de edad avanzada, ayuda en el manejo del sentimiento de la soledad.

Cómo practicar Mindfulness

Para realizar Mindfulness hay que elegir un lugar tranquilo donde nos sintamos confortables. Debemos desactivar teléfonos y aparatos electrónicos que nos puedan interferir en la meditación.

En caso de utilizar música de fondo, esta debe ser relajante. Usar ropa cómoda y no llevar calzado pues este puede oprimir los pies. Evitar cinturones, joyas y demás utensilios que aprisionen el cuerpo.

Elementos que ayudan a tranquilizar la mente.

Para realizar la meditación mindfulness se sienta en el suelo sobre un cojín, un tapete o toalla. No necesariamente debe hacerse con los pies en posición de loto, pero la espalda sí debe permanecer recta para permitir la respiración fluida. Las piernas y brazos deben permanecer relajados.

En la meditación debemos fijar la atención en el recorrido de la respiración por todo el cuerpo. Se puede repetir un mantra o palabra corta que conlleve a la relajación y al bienestar. Este mantra tendrá un poder psicológico y espiritual. Habitualmente se usa el sonido “ohm”, el cual puede repetirse mentalmente.

Al comienzo se debe practicar por máximo media hora. Si nos exageramos con el tiempo, es fácil que terminemos frustrados porque no lo sabemos hacer todavía bien y terminaremos cansados.

A través de meditación también se pueden visualizar imágenes que sirvan para la concentración, como el caso de una vela encendida, un océano, el pico de una montaña, una flor, etc.

Cursos de Mindfulness

En casi todos los países   ya se cuenta con centros especializados que ofrecen cursos y talleres que te ayudan a desarrollar la práctica de la Atención Plena o el Mindfulness a través de un programa de entrenamiento realizado por profesionales expertos.

Estos talleres están destinados a aquellas personas que tengan interés en mejorar su calidad de vida. Podrás experimentar con distintas técnicas que te ayudarán a conectar contigo mismo, reducir el estrés, lograr el equilibrio emocional y mejorar tu atención y concentración.

Artículo escrito por Margarita Restrepo con información de: mindfulness-salud.org y psicologiaymente.com

Fotos Envato


Artículos similares: