Dura derrota para Boric: La derecha redactará la nueva Constitución de Chile

Si bien los gobiernos democráticos latinoamericanos han sufrido cambios bruscos hacia la izquierda, aún subsisten las oscilaciones que ofrecen la oportunidad a los votantes de derecha, tal como se aprecia actualmente en Chile.

Aunque una de las mayores ambiciones de los movimientos de izquierda cuando acceden al poder a través de las urnas es modificar la Constitución, tal como lo ha intentado desde el principio la administración del presidente de Chile, Gabriel Boric, en este caso, esa misión será liderada por quien fuera su opositor a la presidencia, el derechista José Antonio Kast.

Así, la democracia en Chile giró rotundamente en contra de Boric, para dejar en manos de quienes se oponían a un nuevo proceso constituyente la implementación de la nueva carta magna que regirá los destinos de su país.

Tras escrutarse el 99% de los votos depositados el 7 de mayo para la elección del Consejo Constitucional de Chile, el 35% fue para el movimiento de Kast, del Partido Republicano, confiriéndole 22 de los 51 consejeros, mientras que para Boric, con el 28% de los votos, le corresponden solo 17. Necesitaría al menos 21 para ejercer el derecho a veto, lo cual queda fuera de su alcance.

Además, para el grupo Chile Seguro, también derechista, corresponden 11 consejeros con base en el 21,5% de la votación obtenida. En total son 39 los representantes de la derecha, es decir, el 76 por ciento de los cupos disponibles.

De acuerdo con BBC, la jefe de carrera de ciencia política en la Facultad de Gobierno de la Universidad de Chile, Claudia Heis: “Es una paradoja: ellos estuvieron siempre en contra del proceso constituyente y hoy día tienen la oportunidad de escribir la constitución que quieran”.

Es de notar que la Constitución vigente data de 1980, cuando fue establecida durante la administración de Augusto Pinochet. Ahora se comenta que la nueva Constitución podría ser igual o más conservadora que la existente.

Así, los ciudadanos chilenos muestran un contundente rechazo a los cambios drásticos que proyectan los seguidores de Boric, a las crisis económicas, de seguridad y migratoria que inquietan al electorado.

No obstante, con el gobierno más izquierdista de las últimas décadas y el Congreso y la convención constitucional de derecha, son de esperar duros choques que podrían dificultar la gobernabilidad. Lo cierto es que la derecha retoma “la sartén por el mango”, tras un breve período de prácticas socialistas.

El internauta @Liberaltico comenta lo experimentado con el mensaje: “Salvados de la basura comunista. No es necesario engañar a la gente con argumentos absurdos, salvarse de la izquierda es un logro para todos”.

Igualmente, la usuaria de Twitter, @Astefany, expresa su satisfacción ante los resultados, y da una breve ilustración sobre quienes están detrás de los movimientos izquierdistas latinoamericanos: “Excelente, dura derrota para la izquierda en Chile, que aprovechen para blindar su constitución contra los intereses del Foro de Sao Paulo y los ideales comunistas cubanos”.

Y, es posible que sea una advertencia para los otros gobiernos de izquierda que se estrenan en la región, como el de Gustavo Petro, en Colombia. Este gobierno causa gran disgusto e incertidumbre, no solo dentro, sino también, fuera el país.

Escrito por José Hermosa para VCS Radio.net.

Locución, Ignacio Lo Bello

Imagen de portada: Izda.: El líder del Partido Republicano de Chile, José Antonio Kast. Dcha.: El presidente de Chile, Gabriel Boric. (Tomas de pantalla: YouTube: CHV Noticias/CNN Chile). 

También le podría interesar: